Descubre por qué visitar los parques es la mejor idea de esparcimiento hoy día y cuáles son los beneficios para tu salud.

Retomar o empezar a visitar los parques de la ciudad es más que una buena idea. En este momento en que se han flexibilizado algunas de las restricciones establecidas a raíz de la pandemia, muchos están buscando alternativas de ocio fuera de casa para salir un poco del encierro. Sin embargo, de acuerdo a las autoridades de salud, todavía no es momento de olvidarnos del distanciamiento social y reanudar por completo las actividades sociales que realizábamos antes del cierre del país en marzo pasado. ¿Un happy medium? Optar por una vueltecita por los distintos parques locales. Además de facilitarte el tan anhelado contacto con la naturaleza, ofrecen aire puro y espacios abiertos y amplios que disminuyen el riesgo de contagio del coronavirus.

Irte a un parque a montar bicicleta, armar un picnic, correr en familia o, sencillamente, ponerte al día con ese libro que tu celular no te deja terminar puede tener un impacto muy positivo en tu bienestar. Y, sin duda, tomando ciertas medidas de seguridad, como usar mascarilla y mantener la distancia recomendada de dos metros con las personas que no vivan contigo, es una de las formas más seguras de esparcimiento fuera de casa.

 

Visitar los parques
Ejercitarte en contacto con la naturaleza tiene múltiples beneficios

 

El nuevo “place to be”

Visitar los parques
Visitar los parques es una excelente alternativa para familias con niños

Afortunadamente, la mayoría de los parques de Santo Domingo ya están abiertos de nuevo e implementando protocolos para cuidarnos a todos. Muchos ya están aprovechando espacios como El Mirador, el Parque Iberoamérica, el Parque del Este, el Jardín Botánico y hasta el Parque Zoológico para pasar un buen rato con la familia, sacar un rato a los niños (¡pobrecitos!), meditar, hacer ejercicio o sencillamente respirar aire puro. Y es que, con las numerosas ventajas y beneficios a la salud física y mental de estar al aire libre y en contacto con la naturaleza, no es para menos. La psicóloga clínica Myriam González, quien consulta en Medikme, nos compartió algunos de los más importantes.

 

  1. Reduce los niveles de estrés y de cortisol
  2. Tiene efectos directos en la disminución de la fatiga
  3. Incrementa sensación de felicidad y bienestar
  4. Reduce síntomas relacionados a la depresión y ansiedad
  5. En niños que presentan déficit atencional e hiperactividad, TDAH, reduce significativamente los síntomas de este trastorno.
  6. Las actividades que requieran un contacto con la naturaleza pueden tener beneficios directos en los procesos cognitivos como la atención y memoria.
  7. Realizar actividades al aire libre mejora la interacción y cohesión social, así como el compañerismo.
  8. Puede tener un efecto relajante y tranquilizador, distraer de las preocupaciones y estimular a la reflexión.

 

¿Te convencimos de visitar los parques? Sácales el máximo partido

“Para poder disfrutar de los estos efectos y beneficios, es recomendable tomarnos el tiempo necesario y evitar distracciones externas e internas”, explica Myriam González. La especialista recomienda que aproveches esta oportunidad para hacer a un lado las preocupaciones del momento y te enfoques en los estímulos que provienen de la naturaleza. Trata de estar presente. Pon tu atención en sentir la frescura del viento, observar el paisaje, el sonido de las aves… Utilizar tus cinco sentidos para establecer una relación directa con los elementos de la naturaleza y disfrutar el momento a plenitud.