Cuando sientes estrés, tu capacidad para concentrarte disminuye. Este plan de cuatro puntos te ayudará a evitarlo.

Si sientes que el estrés de la rutina diaria te causa problemas para concentrarte en tu trabajo o proyectos, no te preocupes. El reciente Índice de Salud Mental de Total Brain encontró que la capacidad de los trabajadores para concentrarse y completar tareas se redujo un 31% en agosto, en comparación con los niveles prepandémicos. Por lo general, los seres humanos estamos preparados para vivir en un estado de imprevisibilidad prolongado, y se nota.

Pero la excusa de «con esta situación no puedo concentrarme» no sirve de mucho cuando tienes una gran fecha límite o tu equipo cuenta contigo. Por lo tanto, si tienes poco enfoque estos días, este plan contra el estrés de cuatro puntos puede ayudarte.

Ante el estrés, toma el control

Cuando estás consumido por la preocupación, la respuesta de tu cuerpo puede obstaculizar la concentración. Nuestros cuerpos generalmente reaccionan ante situaciones preocupantes bombeando cortisol, la hormona del estrés. Según Total Brain, “bajo estrés crónico, los niveles altos de cortisol durante largos períodos de tiempo descarrilan las funciones clave del cerebro, el corazón y el sistema digestivo. El estrés contrae nuestra mente y reduce la flexibilidad cognitiva necesaria para poner las cosas en perspectiva, crear y colaborar».

Por consiguiente, debes identificar lo que te está estresando y lidiar con eso. Primero, comienza con las cosas que puedes controlar, dice la entrenadora de vida y ex investigadora de psicología, Brooke Smith. Si te sientes mal por lo que está sucediendo en el mundo, limita tu ingesta de información y deja de hacer doomscrolling. Si te preocupó, te enojó o te hirió una situación con otra persona , intenta resolverla o reformular la situación. Y si hay factores externos que no puedes controlar, trata de soltarlos. Smith sugiere tratar de desconectarlos, al menos temporalmente para para calmar tu cuerpo y hacer algo de espacio en tu cerebro.

Gestiona tu carga

Haz un balance de lo que realmente tienes que hacer. “A veces somos víctimas de nuestra propia incapacidad para decir que no, o de nuestro propio entusiasmo por lo que asumimos”, dice el psiquiatra Edward Hallowell, fundador del Hallowell Center y autor de Driven to Distraction: Recognizing and Coping With Attention Deficit Disorder. El autor aconseja revisar tu lista de tareas. Luego, eliminar sin piedad lo que no necesitas hacer y delegar lo que puedas. “Una gran cantidad de estrés tóxico tiene que ver con sentirse sobrecargado”, dice Hallowell.

 

Cuida de ti

El cuidado y el mantenimiento básicos de tu cuerpo te ayudarán a mantener un mejor enfoque, dice Hallowell. También señala que no puedes agotarte y privar a tu cuerpo de las cosas que necesita y luego esperar que se concentre en la demanda. Así que asegúrate de hidratarte bien, comer con regularidad y acostarte a una hora razonable.

Ese cuidado también se extiende a tu entorno y a las personas que te rodean. Hallowell aconseja «podar sanguijuelas y cultivar lirios». Las sanguijuelas son las personas o proyectos que consumen tiempo y energía que podrías dedicar a esfuerzos más fructíferos. Los lirios son esas relaciones y esfuerzos que te brindan alegría y te sostienen. “Dedica tu tiempo a personas o proyectos que valgan la pena, incluso si son muy difíciles”, dice. «Eso también reducirá el estrés ‘malo’ y promoverá el estrés ‘bueno'».

Conócete

Es importante aprender y proteger esos momentos del día en los que tu energía y capacidad de concentración es máxima. Para algunas personas, la meditación previa es la clave para recuperar la concentración. Para otros, salir a correr a paso ligero es suficiente; algunos prefieren una taza de café caliente.

La conclusión es que tú te conoces y sabes lo que funciona para ti mejor que nadie. Cuando tengas problemas para concentrarte , haz un escaneo corporal rápido para averiguar dónde sientes tu estrés. Tómate unos minutos para respirar y crear una sensación de calma, lo que también puede ayudarte a determinar lo que más necesitas en el momento.