Tania Ramírez transmite la seguridad de quien sabe lo que está haciendo y lo disfruta. Con ella hablamos de liderazgo y de los proyectos que más le entusiasman en este momento.

Socia de Terra RD Partners, firma de gestión y administración de activos inmobiliarios, afiliada a INICIA.

 

¿Cuál es el proyecto más emocionante en el que estás trabajando en Terra RD Partners?

Son dos los proyectos que más me emocionan. Uno de ellos es Ciudad Colonial. En 1997, me embarqué en la recuperación de unos 20 inmuebles que en ese momento estaban ocupados por entre cinco y 20 familias y que se encontraban en ruinas. En más o menos 10 años, logramos recuperarlos de manera satisfactoria. Hoy en día, 10 de esos inmuebles son parte del Hotel Boutique Casas del XVI, cuya recuperación y puesta en valor, tanto arquitectónico como histórico, han tenido el reconocimiento del público local e internacional. El otro proyecto es en Boca Chica, donde gestionamos unos 700 mil metros cuadrados que han estado sin desarrollar por más de 40 años. Con este proyecto estamos apostando a la aplicación de por lo menos seis de los Objetivos de Desarrollo Sostenible establecidos por la ONU y contemplados dentro de la Estrategia Nacional de Desarrollo de nuestro país, los cuales impactarán positivamente a la comunidad de Boca Chica y su entorno. Con este proyecto pretendemos, además, devolver a Boca Chica parte del esplendor que tuvo en los años 50, así como recuperar su playa, que en su momento fue una de las más preciadas de nuestro país.

¿Qué nos falta como nación para alcanzar la madurez en materia de desarrollo inmobiliario y turístico sostenible y qué juega a nuestro favor?

Nos falta educación y conciencia a todos los niveles, desde las políticas medioambientales, de ordenamiento y desarrollo territorial, hasta la inclusión de estos temas en el currículo de las escuelas desde el nivel primario. La forma en que nos comportamos como seres humanos y ciudadanos impacta no solo nuestro entorno más cercano, sino también a toda la humanidad. La educación es fundamental para desarrollar ese nivel de conciencia. Tenemos a nuestro favor la ubicación estratégica, la infraestructura de puertos y aeropuertos, la conectividad tecnológica, las riquezas naturales y la muy reconocida amabilidad del dominicano.

Tania Ramírez

¿Cuál dirías que es el mejor hábito profesional que tienes?

La disciplina y la humildad.

¿Cuál es el highlight de tu día?

El primero es cuando veo la salida del sol mientras corro en el Mirador. Lo recibo como un mensaje de que, a pesar de los retos que se presenten, todo estará bien. El segundo es cuando llego a la casa, comparto con mi familia y, finalmente, me voy a descansar. Es el momento de repasar el día y recargar las pilas para enfrentar nuevos retos.

 

TANIA RAMÍREZ, LIDERAZGO FEMENINO Y TECHO DE CRISTAL

 

Para ti, ¿qué caracteriza el liderazgo de las mujeres?

El compromiso y la empatía.

¿Cómo describirías tu estilo de liderazgo?

Me considero una líder basada en la gente. Me enfoco en identificar el potencial de nuestros colaboradores con el objetivo de apoyarles en el desarrollo de sus competencias para que estén alineadas con la visión de creación de valor que tenemos en Terra RD Partners. Recientemente, me definieron de una forma que me gustó mucho. Un compañero de trabajo describió mi estilo de liderazgo como “Velvet Hammer”: dura, certera, asertiva y empática.

Tania Ramirez

¿Qué tan difícil es romper el techo de cristal? ¿Algún consejo para ejecutivas jóvenes en ese sentido?

Es difícil. No es una labor que corresponde solo a la mujer porque, a pesar de los avances, la mentalidad patriarcal aún permanece en el ámbito empresarial. Se requiere de un cambio integral de políticas y paradigmas que marquen la diferencia desde el punto de vista de género. A veces somos nosotras mismas las que nos frenamos, y otras veces ni siquiera nos atrevemos a intentarlo. Es cierto que cuando el cristal cae, puede provocar heridas, pero creo firmemente que las mujeres tenemos la capacidad, sensibilidad e inteligencia emocional para saber cómo hacerlo e ir abriendo nuestro propio camino, demostrando que podemos desempeñar roles que antes eran adjudicados solo al hombre. A las jóvenes ejecutivas les recomiendo que, sin importar el grado que alcancen, mantengan la curiosidad, el deseo de aprender cosas nuevas y prepararse… estudiar y seguir estudiando. Que siempre den lo máximo y mantengan el balance entre el rol laboral y el familiar.

¿Cómo se logra y a quién le corresponde hacerlo?

Para lograr que se cierren las brechas y desaparezcan las desigualdades, tenemos que reconocer que tanto los hombres como las mujeres estamos trabajando día a día por lograr una mejor sociedad y que debemos ser valorados de acuerdo a nuestros talentos y competencias y no por los roles que se nos han asignado histórica y culturalmente. Tenemos que entender que somos seres humanos con las mismas condiciones y que las responsabilidades deben ser compartidas. El cambio nos corresponde a todos, pero nos toca más a las mujeres porque somos las más afectadas. Debemos ser conscientes de este reto y mantenernos en mejora continua para lograr el cambio.

 

 

Créditos: Coordinación y textos: Evelyn Betancourt Holt-Seeland y Ana Alicia De Jesús | Fotografías: Alondra Ángeles | Dirección de arte: Mabel Manzano | Estilismo: Giovanna Vásquez Podestá | Maquillaje: Team Cary Michelle Flaz Makeup / Elis Mesa | Peinado: Elvira Sepúlveda Agradecimientos especiales: Taína Medina | El Catador | Restaurante Ajualä | Saverio Stassi | Germaine de Capuccini

DESCUBRE Y DISFRUTA NUESTRA EDICIÓN DE LIDERAZGO FEMENINO AQUÍ

MANTENTE AL TANTO DE TODO LO QUE ESTÁ HAPPENING EN RD EN TU BANDEJA DE CORREO SUSCRIBIÉNDOTE A NUESTRO NEWSLETTER AQUÍ. ¡SOLO BUEN CONTENIDO, CERO SPAM!